Miercoles, 25 de Noviembre del 2020

Fue un agente facultativo de Medio Ambiente el que se encontró con una gran cantidad de truchas y bogas muertas en las inmediaciones de la depuradora de Carballo

Un vertido provocó la muerte de centenares de truchas y bogas (escalos) en A Cepeira, en la parroquia carballesa de Sísamo.

Fue un agente facultativo de Medio Ambiente del Servizo de Conservación da Natureza el que se encontró con una gran cantidad de peces muertos en las inmediaciones de la depuradora de Carballo sobre las dos de la tarde de ayer.

De manera inmediata acudieron varios compañeros. Se pusieron a recoger todos los peces muertes que pudieron: al menos, medio millar de ejemplares, que sumaban unos 31 kilos. Eso sí, en el cauce quedaron numerosas piezas sin recoger debido a que fueron arrastradas por la corriente. Una parte importante de estos ejemplares llevaban ya varios días muertos. Presentaban diferentes grados de descomposición y desprendían un olor nauseabundo.

 

 

 

 

 

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

2010 Asociación Gallega de Guardas Particulares de Campo - Email: contacto@guarderiogalego.es
Diseñado por Ritech